Lo que se da en clase no sirve para nada

Comienzo el año escolar haciendo revisión, como indicaba en la entrada anterior. De esa revisión surgen muchas e interesantes propuestas. Sobre todo, conocer aquellas cosas que a ellos/as, los estudiantes, no les gusta o detestan de su estancia en las aulas. O también, si queremos traducirlo en positivo, lo que sí les gusta de las clases o como les gusta aprender. Algunas de esas cosas, las más repetidas, son estas:

Seguir leyendo

Agobios vacacionales

El curso parece no haber terminado. Circulan muchos mensajes de preocupación en chat y foros de docentes. ¿Cómo será el curso que viene? ¿Cómo serán las medidas de seguridad? ¿Llevaremos mascarillas? ¿Tendremos material de autoprotección o nos los darán en nuestro centro? ¿Se expulsará a un estudiante por no llevar mascarilla? ¿Podrán salir al pasillo? ¿Como serán los recreos? ¿Compartirán el desayuno y la cafetería? ¿Cómo será el transporte? ¿Y las actividades extraescolares?

Seguir leyendo

Comenzar de forma distinta

La semana pasada compartí un recurso que usé en el comienzo de curso. Como comentaba en la introducción, cuando me pongo delante en la clase, intento sobre todo pensar y preguntarme ¿si estuviera sentado en una silla me gustaría lo que estoy haciendo? Es decir, trato de ponerme en lugar del alumno/a en todo momento. Intento hacer que mis propuestas me gusten si estuviera en el otro lado. Por tanto, si fuera estudiante, no me gustaría demasiado que el primer día de clase, entrara el profesor/a y me volviera loco con la programación, con pruebas iniciales, clase de repaso o explicaciones. Me gustaría mucho que se hiciera algo diferente. Por eso comienzo de manera distinta, con dinámicas grupales.

profejesus empezar de forma distinta Seguir leyendo

Trabajar con otros tiempos

Empezó el trabajo escolar. Casi siempre septiembre empieza fuerte para los docentes: exámenes de septiembre, corrección, sesiones de evaluación exprés… Le sigue la matrícula, grupos, reparto de tutorías. Cosas que, nombradas así seguidas, parecen agobiantes. Sin embargo, me quedo con algo que, por suerte tenemos en estos primeros días de clase. Tenemos otros tiempos. No suena el timbre de clase. 

trabajrar con otros tiempos profe Jesús marrero.png

Seguir leyendo