Innovar es, a veces muy difícil, porque creemos que está todo o casi todo inventado. En aprendizaje cooperativo parece que está todo dicho, pero no. Los que desarrollamos nuestras clases con este modelo creemos que es necesario dominar únicamente unas pocas técnicas (5 o 6) que son suficientes para que la clase sea dinámica y cooperativa. Pero, no todo está inventado. Siempre hay variaciones de técnicas o nuevas opciones que nos permiten hacer cosas diferentes, divertidas y creativas. 

profe jesus notas giratorias

La propuesta que he “inventado” esta semana son las notas giratorias. Para desarrollar la actividad, planteamos cuatro preguntas que pueden ser aplicadas a un aspecto que estamos viendo. Yo la he usado para analizar personajes que se han convertido y cambiado de vida. Pero, podría aplicarse, por ejemplo para analizar las características de diferentes especies de plantas. Es decir cuatro preguntas fijas y válidas para diferentes casos que vamos a estudiar.

Proponemos el texto o caso a estudiar. Yo elegí audiovisuales. Es decir, los estudiantes veían unos audiovisuales para estudiarlos. Una vez visto el primer caso, los grupos reciben cuatro tarjetas tamaño 1/8 de folio. Cada tarjeta contiene una pregunta sobre el caso que hemos visto. Cada cual la responde y la pone en común en su grupo para ver si están de acuerdo. Si es así, dejan la tarjeta en la mesa, poniendo su nombre debajo de su respuesta. Para responder y comentar cada grupo dispone de cinco minutos.

Transcurrido ese tiempo, vemos el siguiente caso en la pantalla de la clase o por el método que elegimos. Una vez concluida la visualización, las tarjetas giran de manera que, si antes respondí a la primera pregunta, ahora me tocaría responder a la segunda, poniendo debajo mi nombre. Y así, sucesivamente, hasta completar, al menos, cuatro preguntas para que todos respondan todas las preguntas.

Concluido el trabajo tenemos un documento muy interesante para repasar, evaluar, que los estudiantes sean capaces de realizar un comentario crítico sobre lo que estén estudiando. Es verdad que de inicio la propuesta no salió tal como la presento, sino que, con la puesta en marcha y práctica en el aula, es cuando se ver realmente su funcionamiento y eficacia.

Me gustó aplicarlo en el aula, porque a diferencia del folio giratorio, en el que, cuando uno escribe, los demás no están haciendo nada, salvo, en el mejor de los casos, seguir la historia que se está redactando. En esta técnica mejora el folio giratorio porque  hace que los estudiantes que forman el grupo base trabajen todos al mismo tiempo y luego interactúan para compartir sus opiniones. Muy interesante ¡Habrá que patentar la técnica! 😃😃